"Alargar la obra hasta finales de 2008 es perjudicial para recuperar los bienes aragoneses”

Finalmente, la rehabilitación del Palacio Episcopal de Barbastro acumulara dos años de retraso sobre lo anunciado el nueve de mayo de 2004 por la consejera Eva Almunia. No será hasta septiembre de 2008 cuando, de no producirse más incumplimientos del Gobierno aragonés, el edificio pueda estar preparado como sede de los bienes religiosos que Aragón reclama a Cataluña desde hace casi una década. Hoy, José María Moreno, portavoz de Cultura del Partido Popular en las Cortes de Aragón, manifestó que “por fin, después de años vendiendo el proyecto, parece que al final se pone en marcha”.

No obstante, aún coincidiendo en la necesidad de disponer de este espacio museístico, José María Moreno advirtió que “con el plazo de 30 meses de ejecución, previsto por el Departamento de Educación, Cultura y Deporte, y sí para entonces siguen en sus cargos la consejera Almunia y el presidente Iglesias y pueden inaugurar esta obra, el Museo Diocesano y Comarcal de Lérida, construido por Cataluña para albergar esos mismos bienes, ya llevará un año en funcionamiento”.

El diputado popular calificó de “problema grave” el propósito de Eva Almunia de alargar los plazos para rehabilitar el conjunto arquitectónico, de 24 meses a 30 meses “debido a que va contra el sentido común y frena nuestras expectativas a la hora de ofrecer a tiempo un espacio museístico que acoja las piezas en condiciones óptimas para su restauración y exhibición” y añadió que “a este retraso en la ejecución hay que añadir la dilación del Departamento al publicar el concurso de licitación el 31 de agosto, cuando la fecha comprometida públicamente por la consejera era el pasado mes de mayo. Esto es una muestra más de la ineficaz gestión de los asuntos mas determinantes del Departamento”.

ENCARECIMIENTO DE LA OBRA

El retraso también supondrá un mayor coste de la obra, 2 millones de euros sobre lo previsto en 2004 por la consejera, al pasar de los 7 millones de euros inicialmente estimados a los 9 millones de euros finales, más de un 20%. En este sentido, José María Moreno declaró que “Almunia debería explicar detalladamente si esos 2 millones de más se deben a la mejora del proyecto o, lo que sería realmente grave pues estamos hablando de dinero público, al incremento de los costes por los continuos retrasos a los que ha estado sometido el supuesto proyecto inicial de rehabilitación del edificio”.

A este importante encarecimiento del coste de la obra hay que añadir la falta de consignación presupuestaria para el año 2008, que no cuenta con ninguna partida en los gastos plurianuales del Departamento de Educación consignados en la Ley de Presupuestos de la Comunidad para el 2005. Sí aparece, sin embargo, una partida de más de dos millones de euros para estas obras que debería gastarse durante el año 2005 y que, con los nuevos plazos fijados por el Gobierno aragonés, quedará finalmente sin ejecutar.

DEVOLUCIÓN DE LOS BIENES ECLESIÁSTICOS

Junto a este asunto, José María Moreno, reiteró su propuesta para que el Ejecutivo aragonés lidere una “movilización política y social” como fórmula de presión para la devolución de los bienes eclesiásticos aragoneses, pertenecientes a parroquias de la zona oriental de Aragón y que actualmente se encuentran depositadas en la diócesis de Lérida.

El portavoz de Cultura del PP calificó de “alarmante” la, a su juicio “pasividad e inacción demostrada por el Ejecutivo aragonés durante estos últimos años” y recalcó la necesidad de que el Gobierno aragonés “abandone su silencio y comience a presionar políticamente a Cataluña en favor de los intereses de Aragón”.